Banco de pruebas

Tanta gente por la calle, en las tiendas, corriendo de un lado a otro, con este frío, cenas multitudinarias de Nochebuena, atracones de polvorones y mantecados, compras de regalos de última hora “quenomehadadotiempo”, pensar qué te vas a poner, probarte el maquillaje, ver que lo que tenías pensado no te queda bien… ¡Me encanta la Navidad! Y no lo digo irónicamente, no, en serio, me gusta la Navidad. Aunque ahora mismo tengo un nervio en el estómago no sé por qué, que el alfajor se me está atravesando. En fin.


Con tanto ajetreo (y que no me apetecía escribir, la verdad) hay unos cuantos productos que he estado probando desde hace tiempo y de los que no he hablado, así que aquí va la revisión:


-La crema BB de Garnier, que la llevo usando un mes. No puedo decir otra cosa más que ¡me encanta! Da buen tono, uniformiza, deja la piel suave y con muy buen aspecto, y al mismo tiempo es muy natural. Si le tengo que poner una pega sería sólo que cuesta un poco extenderla porque no es muy fluida. Pero nada más. Ni siquiera me da más brillos que otras cremas, como había leído por ahí antes de probarla. Diría que repetiré seguro, pero cuando acabe con el arsenal de cremas que tengo ya…






-De Kiehl’s, que ya sabéis que me tiene enamorada con su Midnight Recovery Concentrate y su Midnight Recovery Eye, estoy probando esta semana el Ultrafacial Toner y el Ultrafacial Moisturizer. El primero es un tónico especial para pieles mixtas y grasas, y me encanta cómo me deja la piel de suave. El segundo es una hidratante facial para todo tipo de pieles. Sólo la estoy usando en la nariz, porque se me está pelando un poco (ni idea de por qué), así que no sé si deja brillos o no, pero lo que sí sé es que hidrata muy bien la piel. Ambos son dos botecitos que venían de regalo con la hidratante Facial Fuel que le compré a mi chico, pero como los está dejando en la encimera del baño, y los veo desamparados, pues tranquilo, cariño, que ya los uso yo mientras tú te decides…


-De serums, estoy usando dos. Uno es Prevage, de Elizabeth Arden. Es una muestra que venía en la Glossy Box, antiedad, y tiene un componente muy eficaz para luchar contra el envejecimiento. Lo cierto es que tengo la piel muy bien estos días, pero como estoy usando tantas cosas, no sabría decir si este serum es el causante o no. Lo malo es que su precio de venta es de 200 y pico euros, así que pasopalabra. El otro es Prodigy Powercell , de Helena Rubinstein, y me gusta mucho que sea tan ligero y que deje la piel tan suave e hidratada. También es antiedad.




-Para el pelo, estoy usando la mascarilla de Aussie (una marca nueva que tiene mucha fama en Europa, cómo que nos gusta eso) Three Minute Miracle. Me gusta mucho su olor, su textura tan ligera (parece más un acondicionador que una mascarilla) y lo bien que deja el pelo. Lo tengo muy hidratado, y ni una punta abierta, aunque ya os he dicho varias veces que esto me pasa desde que uso el champú para caballos (por cierto, en Mercadona, dónde si no, han sacado ya un champú de caballos). Además, el bote es un tanto especial, y no ocupa casi nada. Y otra mascarilla que he probado hoy por primera vez es MSK+, de Deliplús, especial para cabellos marrones (sería más bonito decir “castaños”, ¿no?). Me ha gustado lo suave que se me ha quedado el pelo, y me ha dejado mucho brillo, aunque no sé si realmente potenciará el color castaño o no. Pero por 2,95€ que vale, tenía que probarla.



-Y para el cuerpo estoy probando dos espumas de baño de Rituals. No es que sean para hacer espuma en el baño, sino que son geles de baño en espuma. Una es la Zensation, que venía con la Glossy Box y me encanta su olor. La otra es Yogi Flow, que me la regalaron en Bodybell, como ya os conté, y también tiene un olor súper agradable. Además, con muy poca cantidad hacen una espuma súper cremosa que deja la piel muy hidratada.





Hijas, con tanto hablar de espumas, cremas, piel suave e hidratada, me he quedado de un relajado que se me ha pasado todo nervio, y estoy como zen, como suavona, como… Zzzzzzzzzzzzzzzzzz.


Regalitos de Navidad

Ya tocaba. Las fechas han llegado. Y era impepinable, las Navidades están aquí y hay que cumplir con las tradiciones. Por eso yo ya he comprado los regalos de Navidad. Sí. Pero para mí. ¡Síiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiii! Porque me hace mucha gracia eso de la gente que dice “Uy, a mí es que me encanta hacer regalos. Me gusta más regalar que que me regalen”. ¡¡¡¡¡Y una mierdaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa!!!! ¡¡¡¡¡No me lo creoooooooooooooo!!!!!



Sí, chicas, siento ser así de cínica, de bruta o de animal, pero es que a mí no me la dan. Que es muy bonito ver la cara que pone la gente cuando abre un regalo que le haces (sobretodo si le gusta, porque como no le guste…), pero es un coñazo regalar. ¿O no? Porque cuando regalas, sinceramente, ponte primero a pensar qué narices le regalas este año, segundo, a encontrarlo, tercero, a hacer cola para probar, para mirar, para pagar, y cuarto, a soltar las perras (Y que conste que no suelo tener ningún problema en gastarme lo que me sea cuando veo algo que me parece ideal para una persona determinada).


Y cuando te regalan… Ay, cuando te regalan, es fantástico sentir la emoción del “¿Qué será? ¿Será eso que tanto tiempo he deseado? ¿Eso de lo que tantas pistas le he dado?”, pero es una mierda ver que, otra vez, no han acertado. O, peor, que se han quedado cortos.
Así que, como este año no veo yo mucho regalo a la vista para mí, decidí ponerme manos a la obra y hacerme yo un regalito, que para eso me quiero más que nadie. El problema es que, como siempre, se me ha ido un poco la cabeza, y ha caído más de uno. Y porque me estoy controlando con las tiendas online (¡Amancio, cabrón!), que si no…


El primero de ellos ha sido una suscripción a Glossy Box. Por si no lo conocéis, es una web en la que cada mes te envían a casa (previo pago de 10€, claro) una cajita con 5 muestras de diferentes productos de belleza (para el rostro, para el pelo, para el cuerpo, algún maquillaje) para que los pruebes. Luego, en la web, puedes dejar tus opiniones sobre los productos e ir acumulando puntos que luego canjeas por más cajas. Bueno, pues hoy me ha llegado mi primera caja y no sé si será porque es especial de Navidad, pero me ha encantado. Viene súper bien preparada, monísima, y trae una espuma de baño de Rituals en tamaño venta, un bálsamos labial de Apivita también en tamaño venta, una muestra de una crema de Elizabeth Arden que en el mercado vale 200€ o por ahí (la crema entera, no la muestra…), una espuma limpiadora facial purificante (no me acuerdo de la marca) y una brocha de maquillaje grande que también es la leche. Total, que aún no he probado nada, pero me encanta todo. Ya os contaré cómo es la próxima caja y si merece la pena, pero al menos ésta me parece que sí.












El segundo regalito que me he hecho es un pedido en Kiehl’s. He estado probando durante un mes (sí, un mes, y poniéndomelas cada noche, que es que las muestras de Kiehl’s son de las que duran mogollón) el serum Midnight Recovery y el contorno de ojos de la misma línea. Ambos prometen reparar la piel durante la noche para levantarte con menos líneas, menos signos de cansancio, menos ojeras y menos bolsas. Y estoy flipada con los resultados. Pero sobretodo, sobretodo, porque con ellos duermo como una enana!!!! Están formulados con aceites esenciales, entre ellos uno de lavanda, que te relajan muchísimo. Vamos, tanto que desde que los uso no tengo narices de levantarme pronto para hacer ejercicio. Tengo la piel de la cara maravillosa, pero el culo se me está empezando a caer. No sé yo si esto compensa…




En fin, que de paso, y ya que me ahorraba los gastos de envío y me mandarán unas cuantas muestras de otros productos, he aprovechado y le he comprado a mi chico la hidratante Facial Fuel, que está especialmente formulada para los hombres porque es súper ligera. Desde hace un tiempo me ha dicho que la crema que siempre ha usado le está empezando a dejar más sensación de grasa, y como se niega a gastarse mucho dinero en una crema por más que yo se la recomiende, se la voy a regalar (que no es que sea tan cara, son 39€ que yo creo que merecen la pena). Así me quito también un poco de sentimiento de culpa. Que el que no se consuela es porque no quiere!!!


Aunque, ahora que lo pienso, esos son los dos (bueno, tres) únicos regalos que me he hecho estas Navidades, así que no son nada como para fustigarse, ¿verdad? Lo mismo hasta puedo aprovechar y mirar si en las tiendas online encuentro esos botines negros de cuña que no encuentro en ningún sitio (Amancio, lo de antes era una broma...). Ya dejaré la limpiadora y la sombra de ojos de Kiko que quiero probar para las rebajas.

Lo que sí quiero que se os quede grabado es eso de que nadie os va a querer más que vosotras mismas, así que, de una manera u otra, ¡¡¡¡¡¡a mimarse se ha dicho!!!!!!! Un detallito, una sesión de peluquería, o una simple tarde haciendo lo que más os apetezca, para vosotras solas, es algo que seguro que os merecéis, ¿verdad?

¡Feliz Navidad!



Jardin de Minuit YSL 2011/2012

Llegan estas fechas de regalo y que mejor que regalar o que nos regalen pequeñas joyitas de maquillaje.

Como la colección de YSL Jardin de Minuit, creada por el nuevo director de la casa Lloyd Simmonds.
Colores intensos y muy apetecibles.


Estos coloretes me tienen fascinada en todas sus variedades...pero despierta especialmente mi interés el de los tonos malva....quiero ver el resultado en la piel!!! Alguien que lo haya probado?



Redescubrimos con esta colección los lilas, malvas y berenjenas. Me encanta la paleta :
OMBRE 5 LUMIÉRES MIDNIGHT GARDEN

Creo que es ideal para regalar, con un detalle así quedas genial! Y a vosotras, os gusta el colorido de Ysl?

Glossybox

Hola chic@s!!
Hoy quiero contaros mi gran descubrimiento relacionado con el mundo de la cosmética, que mi compi también ha descubierto. Se trata de glossybox, una cajita que recibes en casa por 10 euros al mes, con 5 muestras de productos, que pueden ser cremas para cara, cuerpo, pelo....en fin...muestras cosméticas.
Me gustó mucho la idea cuando descubrí la página web y decidí probar, pues bien ya he recibido dos cajitas y estoy bastante contenta. Es una forma de probar productos din arruniarte, que hoy en día el bolsillo lo agradece la verdad!



Este mes la cajita me ha venido con aceite Moroccanoil, una marca que me gusta bastante ... Una limpiadora y crema de Institut Esthederm, una laca de uñas mini de color rojo muy bonito y otro serum de la marca Micosalud.

Tengo ganas de probar y contaros que tal!! Os invito a que entreis en su web!

http://www.glossybox.es/invitation/NTM5NQ==?utm_so

Bsos