El busto (o susto, o gusto, según se mire) es mío


Asustada estoy desde que esta mañana he visto un anuncio en la tele con lo último para hacer crecer el pecho. Bueno, la verdad es que no sabía si horrorizarme o mearme de la risa, porque el invento tiene guasa. Hay que tener en cuenta que el anuncio era de esos de televenta, pero es que madre mía de mi vida, pensar que pueda haber gente que compre este artilugio me da entre pena y vergüenza ajena.

Os cuento en qué consiste la cosa, que estaréis en ascuas. Se trata de una especie de copa de plástico que se coloca en el pecho en cuestión (es decir, primero en uno y luego en otro, no vayamos a quedarnos teticojas si el invento funciona), dejando el seno dentro de la copa. Esta copa lleva un tubito de plástico también que termina en un mecanismo de accionamiento de lo más sofisticado: un gatillo que se aprieta como el del bote del Cristasol. ¿Y cómo funciona? Pues cada vez que accionas el gatillo ese el aire de la copa sale, con lo cual se hace un vacío que supuestamente hace que el pecho crezca. ¿Flipáis tanto como yo?



Qué grima me está dando de acordarme, dolor me da de imaginármelo, como si me pudiera estallar (por no decir reventar, que es más gráfico) el pecho en plan leyenda urbana de Ana Obregón en el avión… Porque lo mejor es que se supone que tienes que hacer eso diez minutos por la mañana, y otros diez por la noche. ¡Madre de Dios!

Por suerte, tenemos otros medios más agradables y naturales no ya de aumentar el pecho, pues creo que fuera de la cirugía nada puede hacer crecer el pecho si no estás en plena adolescencia, y en ese caso serían las hormonas, sino de tenerlo más firme y bonito. Firmeza que puede hacer parecer que tenemos una talla más, por cierto.

Y uno de ellos es una crema que llevo probando varios meses, desde que la firma Skin Method la presentó, y que me encanta.



Se trata de Body Solution Tratamiento de Senos, y es un cosmético de efecto lifting y volumen que promete esculpir el pecho en cuestión de semanas. Tiene una textura gel-crema muy sedosa que se absorbe enseguida y deja la piel muy suave y elástica, y gracias a sus péptidos tonificantes y reafirmantes aporta volumen, un efecto tensor y una mayor solidez al seno. La verdad es que el efecto volumen yo no lo he notado, pero seguro que es porque últimamente no hago más que adelgazar (sin querer, que conste, y además lo primero de lo que adelgaza una siempre es el pecho, cagüen…), pero sí que me veo la piel del escote más bonita, más suave, más tersa, como más llena. Y aunque firmeza no me falta gracias a este pecho de adolescente que gasto, sí que se nota su efecto con esta crema.

En fin, un producto que recomiendo porque para el buen tiempo que parece que por fin llega esta semana los escotes y bikinis se harán imprescindibles. Además, me gusta que esté fabricado por una empresa española que fabrica sus propios principios activos, como ya os conté en otro post, y que tenga un precio bastante asequible para su gran eficacia: 24,95€/ 100ml. Por cierto, lo podéis comprar en Carrefour Planet.

Ah, hablando de ridiculeces, y para terminar. El otro día me probé en casa la “faja” que me había comprado en Primark para llevarla debajo de vestiditos de verano de esos con los que se te ve el culo como un flan por mucho que te mates a sentadillas. Una de esas que están tan de moda ahora entre las famosas, que son como un pantalón ciclista que te llega por debajo del pecho, y en color carne o negro, y que recogen, levantan, controlan y estilizan. Vamos, como ésta:


Bueno, pues imposible subírmela. No sabéis la de contorsionismos que tuve que hacer para conseguir colocármela, me daba hasta vergüenza pensar que alguien pudiera verme en semejante momento. Horroroso. Tanto que, cuando me la quité (casi con sonido de descorche, de lo apretada que la tenía), tuve que comprobar que era de mi talla y no me había equivocado y comprado una de la talla 32. Y lo peor es que, cuando intentaba subírmela para colocármela bien, la tenía tan pegada a la piel que me daba pellizcos todo el rato, qué tortura. Pero es que, para más inri, me hacía unas piernas zambas, como si hubiera dejado el caballo en la puerta, y un culo de abuela feísimo. Por no hablar del momento ir a hacer pis cuando la llevase puesta. Vamos, que ahí se ha quedado, en el cajón de las compras absurdas, y yo seguiré matándome a ejercicios de glúteos con mi aplicación Nike Training Club.

6 comentarios

  1. Pues por la descripción ya me parecía muy cómodas!!!! a mi dio por llevarlas cuando tenía 18 años años o cosa así... ja ja ja y dije que nunca más!!!! pero me he reído mucho de la forma que lo has contado!!!!

    Besos

    http://ginger-maquillajealos50.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  2. Hola Rosa !! Como me río siempre con tus entradas jajaja; la verdad es que ese invento para hacer crecer el busto da miedo, yo no lo probaría ni loca.
    Y con la faja me ha pasado igual, tengo dos en ese estilo que he usado en veranito con algún vestido en donde necesite todo se vea lo mejor posible jaja.

    Y la verdad es que para ponerla y sacarla...
    Lo peor es usarla para ir a una fiesta o evento, y al momento de ir al baño te pasas 4 hs para bajara y subirla, es un horror jajaja.

    Muchos besos, linda semana ;)

    ResponderEliminar
  3. Jajajajaja, muy bueno el post!! Lo que me he reído!! Aunque eso sí, dolor me da de imaginarme el invento del teletienda.....bueno, y la faja, que tampoco se queda corta!!!
    Creo que seguiré tu ejemplo y optaré por el ejercicio, que lo de la faja no parece un buen plan ;-)

    Besos

    ResponderEliminar
  4. Rosa!! ERes la mejor!! Gracias por el mejor momento del día!!!

    ResponderEliminar
  5. Hola Rosa pues yo pensaba comprarme una faja de esas pero ya como que no, despues de leer tu post, a mi tambien me horroriza que me haga culo de abuela jajajaja que bueno. Me he reido mucho con esta entrada!! Besos guapa!

    ResponderEliminar
  6. Madre mia !! Ni a mis casi 50 me pongo yo una armadura de esas...y me quedo con mis pechos enanos pero aún en su sitio y firmes, por ser minúsculos, claro. ;-) Jo, Rosa, qué cosas nos descubres !!! Bueno, lo de la crema genial, gracias !!!

    ResponderEliminar